Vehículos seminuevos

La crisis dispara la venta de piezas de desguace

La situación familiar que se vive en España este año 2012 hace que la gente lo esté pasando realmente mal. Hace tan solo unos días publicaron en la tele un reportaje que decía que un porcentaje elevadísimo de familias ya viven por debajo del umbral de la pobreza.

También hacían mención que es muy pequeño el porcentaje de gente que se puede permitir irse 1 semana de vacaciones al año, hablamos de un porcentaje de gente ínfimo.

Los ingresos en gran parte de las familias han disminuido considerablemente, pero la gente tiene que seguir viviendo, teniendo un coche para desplazarse al trabajo o para su vida cotidiana o seguir vistiéndose.

Antes la búsqueda de piezas en desguaces no era tan elevada si nos remitimos 4 o 5 años atrás, pero la crisis ha hecho que se disparen la venta de piezas de desguace ya que es mucho más barato este recambio que el nuevo, en muchos casos podemos ahórranos un 70% en el precio y esto hace que la gente recurra a estas empresas de descontaminación de vehículos en busca de recambios.

Por poner un ejemplo si queremos comprar un motor de un coche normal un seat ibiza podeos pagar 5000 euros nuevo o más mientras que en un desguace podemos comprarlo por menos de 1000 euros con su garantía y en muchos casas con poco kilometraje.

Ya no solo motores, si no cualquier cosa que haga faltan, parachoques, bombines de puertas, airbags, asientos, casi cualquier cosa es fácil encontrar gracias a webs como www.tudesguace.com

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)

Audi Selection Plus

Todo el que entienda un poco de coches sabrá que las marcas se imitan unas a otras hasta la saciedad. Lo que saca una hoy, mañana lo está ofreciendo también la de al lado. Sobretodo las que compiten directamente en un mismo segmento, como es el caso de Mercedes, Audi y BMW. Son tan parecidas entre ellas que ofrecen gamas de modelos muy similares, con las mismas motorizaciones e igualdad de equipamientos de serie. Pero las coincidencias no sólo se producen en lo que respecta a los vehículos nuevos. Muy conscientes de la falta de credibilidad y profesionalidad que abunda en las redes de venta de automóviles de ocasión, todos han decidido crear unos programas “premium” que eleven el nivel considerablemente. Si la última vez hablamos de la Ocasión Estrella de Mercedes-Benz, hoy le toca el turno a Audi Selection Plus.

La filosofía es muy similar y en ocasiones cuesta distinguir a uno de otro. En principio, el fabricante de Ingolstadt quiere ofrecer una selección de vehículos seminuevos con las mismas garantías que al adquirir uno nuevo. Para ello es necesario que los coches se revisen exhaustivamente antes de ponerlos a la venta mediante un sistema normalizado de 110 puntos de chequeo. Sólo superando este examen de fiabilidad el vehículo es válido para pertenecer a este selecto grupo.  More

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 5.0/5 (1 vote cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)

Ocasión Estrella de Mercedes-Benz

Comienzo esta semana una serie de artículos para analizar un fenómeno que cada vez está cobrando más auge en España: la venta de vehículos de ocasión. Pese a que en España tradicionalmente ha sido un mercado con mala imagen, muy deteriorado debido a la falta de escrúpulos y profesionalidad de muchos vendedores, hoy en día las marcas quieren dignificar una parte fundamental de este negocio. Con esa idea Mercedes, al igual que otros muchos fabricantes de los que iremos hablando en próximos días, han creado unos sistemas de venta de automóviles seminuevos en condiciones muy ventajosas.

Lo primero que quiero resaltar es que Mercedes-Benz lleva años soportando una sangría de devaluaciones de sus modelos usados por culpa de un exceso de importaciones paralelas, que son aquellas que no se hacen a través de los servicios oficiales autorizados y franquiciados por Mercedes. Este tipo de transacciones facilita que gente de pocos escrúpulos engañe con total impunidad, ya que la trazabilidad de un coche de segunda mano proveniente de Alemania es bastante difícil de seguir. No sólo porque no podamos saber cuáles son los kilómetros reales del vehículo importado, si no porque desconocemos además el mantenimiento llevado a cabo, así como las posibles averías graves o siniestros importantes que puede haber sufrido. Por eso, salvo excepciones, no recomiendo que se adquieran este tipo de coches. Y que nadie se soliviante, ya que estoy aclarando que puede haber excepciones en las que sí que sea interesante hacerse con uno de ellos.  More

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 1.0/5 (1 vote cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: -1 (from 1 vote)

LA TRAMPA SADUCEA DE LOS VEHÍCULOS DE KILÓMETRO CERO (II)

Foto: www.diariomotor.com

El otro día interrumpí el artículo después de describir como los concesionarios se encontraban metidos en una “trampa saducea” por culpa de unos fabricantes que quieren cubrir su cupo de ventas a toda costa. Pero aún queda por explicar el verdadero “nudo gordiano”, que consiste en trasladar un problema exclusivo del concesionario a sus incautos clientes.

Ya hemos visto que las redes comerciales se encuentran saturadas de coches automatriculados y tienen que intentar venderlos cuanto antes si no quieren verse con serios problemas de solvencia.

Para que lo entiendan mejor, vamos a ponernos en el caso de un comprador que se persona en un concesionario preguntando por vehículos de “kilómetro cero”. Lo que busca es ahorrarse un dinerillo y le han comentado que son muy interesantes porque están prácticamente sin usar. El vendedor dará un respingo y sus ojos brillarán de alegría. Por fin un cliente al que poder colocar una de las muchas unidades que cogen polvo en la zona reservada a los seminuevos.

A partir de ese momento, el comprador ha perdido toda posibilidad de adquirir un automóvil nuevo -es decir, matriculado a su nombre- a buen precio. El vendedor, inasequible al desaliento, no se cansará de argumentar sobre las bondades del “kilómetro cero”, resaltando la oportunidad tan buena ante la que se encuentran, por ser una oferta económica insuperable al ser el descuento mucho mayor que para un coche nuevo.

La mejor técnica que emplean los vendedores para dar salida a este tipo de automóviles es inflar el precio de uno nuevo de similares características. De ese modo habrá mayor diferencia con el automatriculado. Si no existiesen esos descuentos para los de primera matriculación, estaríamos ante una buena oportunidad. Lo lamentable es que en el mercado actual, los vehículos nuevos se venden al mismo precio que los de “kilómetro cero”.

Con esto no quiero decir que este tipo de coches sean malos. Al contrario. En muchas ocasiones se pueden encontrar buenas gangas a precios inmejorables. Pero si valen lo mismo… Creo yo que, a igualdad de precio, todo el mundo preferiría estrenar el vehículo y elegir los equipamientos y el color.

El error es entrar en la tienda demostrando nuestro interés por ese tipo de automóviles. Creo que lo que se debe hacer es no mencionar para nada los “kilómetro cero”. Incluso aunque estemos interesados en uno. Esperemos a ver qué ofertas hay para los nuevos. Una vez que las conozcamos, entonces podemos preguntar por un seminuevo.

Si lo hacemos así, habremos roto la estrategia y el ritmo al vendedor. Como no están los tiempos para guardarse muchos descuentos, es probable que  nos hayan dado al principio el mejor precio para una unidad sin matricular. Sólo cuando estemos seguros de que no pueden bajar más, entonces podremos centrarnos en lo que tienen en “kilómetro cero”.

Siguiendo estas pautas, conseguiremos descolocar momentáneamente al vendedor. Cuando nos de un precio por el coche de ocasión que apenas difiere de uno nuevo, debemos rebatirlo con el siguiente argumento: es necesario que baje más dinero si quiere deshacerse de estas unidades que les están provocando una verdadera sangría financiera. Entonces el vendedor puede entrar al trapo bajando aún más el precio, con lo que al final nos habremos salido con la nuestra. Y si no, siempre tenemos la posibilidad de matricular a nuestro nombre uno nuevo a buen precio.

La “trampa saducea” de los vehículos de “kilómetro cero” (I).

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)

LA TRAMPA SADUCEA DE LOS VEHÍCULOS DE KILÓMETRO CERO (I)

Foto: www.elpais.com

Una “trampa saducea” es un ardid preparado por nuestro oponente para que demos un paso en falso o cometamos un error. La denominación proviene de varios pasajes evangélicos en los que los saduceos, adversarios acérrimos de Jesús, le planteban diversas cuestiones en las que difícilmente podía salir airoso, dando igual la respuesta que eligiese ya que todas eran malas. Un caso muy típico de “trampa saducea” sería el momento en que le cuestionan sobre la licitud de pagar tributo al César. Si se posicionaba a favor del impuesto le atacarían por dejar de lado al pueblo oprimido y explotado por el César. Pero si afirmaba que no debía pagarse sería acusado de agitador contra el poder romano.

La situación que se está produciendo actualmente en el mercado de vehículos de “kilómetro cero” y seminuevos es muy parecida a una “trampa saducea”, en la que saldremos mal parados de todas todas. A continuación veremos el motivo.

Lo primero que hay que tener en cuenta es que, a pesar de los malos resultados de ventas, los fabricantes se están sosteniendo a duras penas en España de un modo ficticio. Para que parezca que se cierran más operaciones obligan a los concesionarios a que matriculen a su nombre muchos más coches de los que pueden dar salida. Esto tiene un efecto beneficioso para la marca, ya que permite que las caídas no sean tan abultadas. Sin embargo para la red comercial es desastroso. La gran contrariedad es que es muy díficil saber con exactitud cuál es el porcentaje de automatriculaciones respecto al total de las ventas, pero las cifras pueden ser de asustar.

Comparando el acumulado de ventas de enero a octubre de 2011 con el de 2010, el desplome es de un 19,7%. Imaginen la envergadura del hundimiento si los concesionarios se negasen a automatricular automóviles para poder cumplir con los objetivos que les fijan. Debido a los contratos que firmaron con los fabricantes su margen de maniobra es muy escaso, teniendo que cumplir con sus directrices. Por eso no les queda más remedio que ir matriculando unidades a su nombre.

Si el problema es peliagudo de por sí, hay que añadir a esto la cicatería de los fabricantes. Lo normal es que no se estiren concediendo grandes descuentos para incentivar estas automatriculaciones. De hecho, en una época en que casi todos los modelos nuevos gozan de grandes ofertas, puede darse el caso que los “kilómetro cero” se ofrezcan al público a un precio incluso más elevado que uno nuevo.

Así que nos encontramos ante un escenario sobresaturado de vehículos seminuevos que nadie quiere, a la vez que las marcas aumentan la presión sobre su red de ventas para que sigan vendiendo vehículos nuevos. Y el modo más fácil de hacerlo es aplicando descuentos muy potentes o sobrevalorando el coche usado, con el consiguiente desposicionamiento de los “kilómetro cero”.

¿Se imaginan lo que hará un vendedor que se ve cargado de este tipo de coches? Permítanme que aplace hasta mañana la respuesta. Les prometo que terminarán por comprender lo de la “trampa saducea” y aprenderán a no caer en la misma. Porque hay formas de soslayar estas asechanzas que nos depara este mercado de locos.

Continuará…

La “trampa saducea” de los vehículos de “kilómetro cero” (II).

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)

CLASES DE VEHÍCULOS SEMINUEVOS

 

Foto: autodescuento.com

Está claro que el mundo del coche usado puede ser complicado y difícil. En gran parte por culpa de los propios vendedores que se empeñan en liar a los clientes con terminologías poco claras, mal empleadas y en muchas ocasiones engañosas. Como la oferta está creciendo mucho, para estar mejor informados es importante distinguir las clases de vehículos que se ofrecen en el mercado. Y para empezar nos vamos a centrar en el artículo de hoy en los coches seminuevos, con menos de dos años.

Empezando por los más modernos, tendríamos los de “kilómetro cero”. Con este nombre me refiero a los vehículos que un concesionario se ve obligado a matricular para llegar a su objetivo y que se ponen a la venta sin haberse usado. Sobre estas unidades no es habitual que las marcas apliquen campañas o promociones comerciales, por lo que el precio del coche gozará únicamente del descuento del concesionario. Para hacer más atractiva la oferta, y dependiendo del tiempo que vaya a estar a su nombre, puede ser que el vendedor descuente también la amortización fiscal con el fin de que el precio baje. A mi parecer, este tipo de automóviles deberían ser totalmente nuevos, sin ningún kilómetro de uso, y más baratos que si se matriculasen directamente a nombre del comprador.

Por otra parte, aunque es fácil que se puedan confundir con los anteriores, tenemos las unidades matriculadas para “autoconsumo”, que también pueden denominarse “demos”, “sustitutivos”, “cortesía”,… Cada marca tiene su propia denominación. Básicamente son vehículos que se matriculan por indicaciones del fabricante y que se pueden utilizar para hacer pruebas con los clientes, para uso propio de los comerciales, o para prestárselo a los clientes cuando el suyo se averíe. Dependiendo de la finalidad para la que se matriculen tendrán más o menos kilómetros, y estarán mejor o peor tratados. Habitualmente los usados por los comerciales y los destinados a pruebas con clientes suelen estar más cuidados que los que se prestan en el taller. En este caso al descuento del concesionario hay que añadirle también un descuento que aplica el fabricante y la amortización fiscal si procede. De hecho, estos coches suelen ser más baratos que los de “kilómetro cero” ya que tienen más kilómetros –de 10.000 a 20.000 kilómetros más o menos-.

Un tipo de vehículo de ocasión que cada vez abunda más en los establecimientos comerciales es el “Buy-Back”. Son las unidades que se matriculan a nombre de las empresas de “rent-a-car” y que tienen un compromiso de recompra por parte de las marcas al agotarse el tiempo de uso pactado. Cuando regresan al fabricante, este los distribuye entre su propia red de concesionarios. No se debe olvidar que en la documentación siempre figurará que el destino anterior de ese coche era el de “alquiler sin conductor”, lo que deprecia más su valor. Estos coches suelen estar más usados y su nivel de kilómetros y desperfectos es mayor. Por lógica, aunque sean más nuevos, deberían venderse más baratos que los de “kilómetro cero” o los de “autoconsumo”.

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: +1 (from 1 vote)