Qué hacer si se sufre un accidente con un coche de alquiler

Nunca es agradable tener un accidente, por pequeño que este sea. Todos los que nos hemos visto envueltos en alguno sabemos lo que sucede: nervios, prisa, un cierto aturdimiento… A veces es complicado saber qué hacer o como reaccionar para que todo salga bien y no hagamos nada que pueda perjudicar nuestros intereses en el futuro.

Todo esto es peor si cuándo tenemos este accidente vamos pilotando un vehículo de alquiler, ya que en muchos casos no conocemos muy bien los protocolos a seguir ni las consecuencias que puede tener para nosotros.

More

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: +1 (from 1 vote)

LA GARANTÍA LEGAL DE UN COCHE NUEVO

Foto: kontsumo.blogspot.com

Cuando se adquiere un coche nuevo, por ley se establece un plazo genérico de dos años en los que se garantiza una ausencia de defectos dentro de unos límites. Esos límites están establecidos en el Real Decreto Legislativo 1/2007. En este texto se aprueba la “Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios” y tiene como misión regular las condiciones en las que se van a aplicar las garantías de los bienes de consumo entre los que se encuentran los vehículos a motor. En esta norma se establece que la garantía de un automóvil nuevo comienza el día en que se entrega el vehículo y dura 24 meses desde entonces.

Hay que tener en cuenta que el precepto de garantía legal no es fácil de aplicar, estableciéndose unos límites que en ocasiones son fuente de conflictos. En principio, la garantía no cubre las averías o desperfectos causados por negligencia, falta de cuidado, impericia, utilización defectuosa o sobrecarga –incluso pasajera- del vehículo por parte del conductor. Es decir, si un comprador se queda atascado con su coche nuevo en un barrizal y acaba quemando el embrague por someterlo a un esfuerzo impropio al intentar salir, es evidente que la avería no quedará cubierta por la garantía. Aunque con un buen abogado igual consigues algo.

Por otra parte, las marcas se cubren las espaldas y tienen por norma exigir el total y estricto cumplimiento del manual de instrucciones del automóvil, así como del “plan de inspección y mantenimiento” del mismo. En caso de no hacerse así, muy probablemente el fabricante se lavará las manos y no querrá reparar en garantía. Y en este sentido nos podemos encontrar con otro alud de problemas.

Antiguamente se decía que los mantenimientos durante el período de vigencia de la garantía eran obligatorios hacerlos en un Servicio Oficial. Sin embargo esto ha cambiado tras la aprobación de varios reglamentos de la Unión Europea en los que se fijan las bases para aumentar la libre competencia en el sector y establece que un taller independiente pueda realizar labores de mantenimiento durante el tiempo de garantía sin que ésta se pierda. Para ello, los talleres independientes tienen derecho a acceder a la información técnica necesaria para acometer con solvencia las reparaciones. Además, se recalca la libertad de elección de taller siempre que el cliente se haga cargo del pago de la factura, incluso aunque el vehículo se encuentre cubierto bajo la garantía del fabricante. La Comisión Europea ha aclarado que, en caso de que el trabajo realizado por el taller independiente sea defectuoso, el cliente podría perder la garantía.

Enlazando con lo anterior, los fabricantes siempre dejan constancia de que no se harán cargo en garantía de ningún vehículo averiado como consecuencia de una reparación defectuosa, o de la adición de piezas o elementos ajenos al automóvil. Les pondré un ejemplo fácil de entender: si en una tienda de telefonía instalan en un coche nuevo un manos libres conectado al equipo de música de serie, en caso de que el aparato falle no estará cubierto por la garantía.

Por último, quedan también excluidos los fallos producidos por el abuso en el régimen de conducción o por el sometimiento a un esfuerzo impropio como puede ser la participación en competiciones deportivas.

Como podrán observar, hemos dejado para otro artículo la exclusión de la garantía que más discrepancias causa y que en muchas ocasiones suelen terminar con reclamaciones en consumo: las piezas de desgaste.

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 5.0/5 (1 vote cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: +1 (from 1 vote)

Muchas pequeñas medidas, reducen el consumo

La gama Efficient Dynamics de BMW analizado al detalle. Nos queda por lo tanto hablar de todas esas pequeñas medidas que hacen de esta nueva serie ecológica de BMW un verdadero amigo del medio ambiente. Se trata de innovaciones tecnológicas tanto como asistentes a la conducción como en su motor que en su summum, le dan esas cifras de consumo de combustible ya mencionado anteriormente.

Para ahorrar combustible también cuentan pequeños detalles como la recomendación a cambio de marchas en el cuadro de instrumentos, una función automática de arranque o apagado (Start – stop), un sistema para la recuperación de energía al frenar, una modificación en la transmisión de potencia, una mejorada aerodinámica así como unos neumáticos que reducen la resistencia de la rodadura.

Muchos detalles en conjunto que dan a BMW esa eficiencia de la que hace pregón. Y por supuesto que no se trata de un coche lento o falto de simpatía. En 8 segundos acelera de 0 a 100 con una velocidad máxima de 228 km/h.

Este vehículo anima a la conducción relajada. El secreto esta en el péndulo centrífugo que se ha instalado en el interior del volante bimasa. Esto produce lo siguiente: las vibraciones y el sonido del motor se ven reducidas drásticamente, de tal manera que, conducir a bajas revoluciones es hasta atractivo. Con solo 1000 revoluciones por minuto – lo cual corresponde muchas veces al ralentí – se deja llevar este coche sin sobresaltos y sin temblores del motor por un tráfico de ciudad.

Incluso una vez se sale a carretera, no hace falta cambiar inmediatamente de marcha reduciendo para coger impulso, sino que nos presta la suficiente potencia como para acelerar holgadamente.

Ciertas desventajas de este soche si son, aun más si se tiene pensado usarlo como coche de familia, las entradas posteriores las cuales son estrechas. El maletero con 460 litros aun siendo de capacidad suficiente, deja que desear en lo que es el portón de entrada. Demasiado pequeño. Por lo general el habitáculo es un tanto estrecho. Uno se siente un tanto agobiado en este interior.

Si se tienen en cuenta estas desventajas, este coche puede llegar a ser una estupenda opción de compra. También hay que tener en cuenta que no existe la opción de neumáticos más anchos así como una bola de arrastre para este coche. No seria de lógica tratándose de una versión llamada a la eficiencia.

Un coche para solteros sin duda alguna, quizás parejas. Pero realmente la imagen de BMW siempre ha sido la de la libertad y la fuerza. La de la seguridad y la potencia. La del individualismo llevado hasta los topes. En definitiva un coche tanto en esta versión del Efficient Dynamics como quien opta por el BMW clásico, que siempre sacará a relucir el tipo y el orgullo de quienes lo ocupan y lo conducen.

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)

¿Cómo se conduce un coche con cambio de marchas automático?

AutoescuelaColl1_S

Uno de los problemas que se pueden encontrar los estudiantes de autoescuela es que al sacarse el título del carné de conducir B sólo aprenden a manejar un coche con cambio de marchas manual. Es el de toda la vida y el que en mayor medida se va a usar si tenemos coches de segunda mano y antiguos. Sin embargo, algunas autoescuelas en Barcelona ya incluyen los coches automáticos para hacer las prácticas.

Los coches con cambio de marchas automático no son complejos y, en principio, no deberían suponer una dificultad para el que ya sabe conducir. Únicamente requiere practicar y acostumbrarse a algunos cambios en nuestra manera de conducir habitual. Como nos preparan para lo complejo, conducir un coche más sencillo a veces puede hacerse un mundo. En este artículo te damos algunos detalles sobre cómo conducir un coche automático.

Conducir un coche automático de forma adecuada

Además de leer las instrucciones del automóvil, si lo tenemos recién comprado, deberíamos tener en cuenta una serie de técnicas que si nos hemos sacado el carné de coche automático en una autoescuela puede resultar más sencillo.

  1. Cuidado con el embrague. En los coches automáticos no tenemos el embrague, sólo hay dos pedales y hemos de acostumbrar el pie izquierdo a no pulsar hasta el fondo excepto cuando haya que frenar. Confundirse a la hora de hacer el cambio de marchas puede llevarnos a apretar el pedal cuando no toca. Es lo primero que hay que tener en cuenta.
  2. Circula en D. La posición natural del cambio de marchas será en D (drive), o bien automático, a excepción de cuando queramos ir marcha atrás (habrá que poner en R) o detenernos, donde utilizaremos “N”, independientemente de que tenga las levas en el volante o tengamos una palanca de cambios a nivel del suelo.
  3. Desbloquea la palanca. Normalmente la palanca de cambios tendrá un botón para desbloquearla y que se pueda mover. Cuando hayas llegado a tu destino, tienes que colocarlo en la letra P.

Con estos tres sencillos consejos no es complicado que te acostumbres a usar este tipo de vehículos. Están hechos precisamente para que la experiencia de la conducción sea mucho más confortable y sencilla, aunque a veces lo fácil parezca difícil.

De todos modos, si estás pensando en sacarte el carné de conducir y buscas una autoescuela en Puigcerda o cualquier otra parte de Barcelona, asegúrate de que disponen de vehículos con cambio de marchas automáticos, ya que cada vez van a ser más comunes y es mejor irse acostumbrando desde el principio.

¿Has conducido alguna vez un coche automático? ¿Algún consejo para los conductores noveles?

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: +1 (from 1 vote)

Simuladores de conducción

Recientemente hemos visto como algunos países como Chile han aceptado el uso de programas simuladores de conducción para preparara chóferes de camiones. En nuestro país acabamos de conocer la noticia de que ALSA, una de las principales empresas de transporte en autobús, ha desarrollado un simulador con el que esperan mejorar la formación de sus conductores.

¿Quiere esto decir que los simuladores se incorporarán pronto como una herramienta más en las autoescuelas para formar a los nuevos conductores? ¿Pueden llegar a ser fundamentales para que personas que ya tengan carnet de conducir se adapten a situaciones especiales?

More

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: +1 (from 1 vote)

Segunda mano, ¿oportunidad o chasco?

Muchos conductores han optado alguna vez por comprarse un coche de segunda mano. Es muy habitual sobre todo en los usuarios noveles, sin embargo, esto puede llegar a ser un error ya que para adquirir un coche usado lo principal es tener ciertos conocimientos técnicos para acertar con la elección.

Una vez que has buscado y elegido tu modelo ideal de vehículo debes platearte la cuestión del precio. En Internet hay páginas especializadas que te reportan una lista de precios y comparaciones para que no pagues más de lo que debes. Dos ejemplos: Ganvam y Eurotax.

More

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: +1 (from 1 vote)

Vídeo: ahorrar combustible con unos sencillos consejos

Es una realidad que, conforme aumenta el precio de los combustibles en España, se venden menos litros ya que la gente evita usar el coche para sus desplazamientos habituales. Es más: la recaudación vía impuestos sobre los hidrocarburos está disminuyendo –en 2011 fue un 6,4% inferior a 2010- debido al menor consumo. Pero como parece que los gobernantes autonómicos cierran los ojos ante razonamientos tan sencillos como los de la Curva de Laffer (un excesivo aumento de los tipos impositivos conlleva una disminución de la recaudación), aún quieren exprimir más al contribuyente elevando al máximo el céntimo sanitario. Y no sólo eso, ya que la consejera de Hacienda de la Junta de Castilla y León, Pilar del Olmo, ha pedido que todas las autonomías hagan lo mismo que han hecho ellos. Da la impresión de que les aterra que sus administrados, o al menos aquellos residentes en zonas periféricas, crucen la “frontera” para repostar en regiones limítrofes con menos impuestos.

De cualquier forma hay gente a la que no le queda más remedio que utilizar el automóvil para poder trabajar. Es por eso que he decidido difundir el siguiente vídeo, producido por la iniciativa “Ponle freno”, y que pretende explicar de un modo muy breve las cosas que se deben hacer para realizar una conducción más eficiente.  More

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)

Apectos a valorar al comprar un descapotable

Un vehículo descapotable es sin duda un capricho, ya que en ningún caso es necesario quitar la capota al coche para conducir. Pero sin duda es un capricho que puede proporcionar mucho placer a los amantes de este tipo de coches.

Antes de comprar un descapotable debes de valorar diferentes aspectos para estar seguro de que escoges la opción más adecuada para ti.

descapotable

© nenetus – Fotolia.com

¿Voy a usar  mi descapotable a menudo?

Incluso diría que lo primero sería preguntarse si realmente se desea un descapotable o solo nos estamos dejando llevar por la idílica imagen de estos coches.

Si se vive en una zona dónde el tiempo acompañe es posible que sea una buena opción un vehículo descapotable y que a lo largo del año se use un número suficiente de veces como para pagar lo que vale. Pero si vivimos en el norte de España quizás no sea la opción más adecuada ya que no vamos a disfrutarlo muy a menudo.

Ya no es solo cuestión de la lluvia, sino que cuándo hace mucho aire o demasiado frío no es nada romántico ni elegante pasearse con los labios azules y a punto de contraer una pulmonía. Incluso con la mejor calefacción no dejan de ser poco adecuados.

Por supuesto cada uno conoce sus presupuestos, pero quizás fuera una mejor opción cuándo se vive en una zona fría o lluviosa comprar un coche con techo panorámico que se abra en mayor o menor medida y reservar la diferencia económica para otros aspectos del vehículo.

¿Qué tipo de capota me conviene?

Aunque lo he dejado para el final es quizás el aspecto más importante del vehículo descapotable. En el mercado hay tres opciones principales: la capota de lona, la capota rígida que se esconde en el maletero y la capota rígida desmontable.

La capota de lona es la típica de los coches descapotables clásicos. Al plegarse suele quedar apoyada sobre la carrocería por lo que no ocupa sitio en el maletero pero tiene serios inconvenientes. En primer lugar es delicada y puede ser rajada con cierta facilidad. Pero lo más importante es que un techo de lona no ofrece al conductor ninguna seguridad en caso de accidente.

Es evidente que con la capota recogida eso pasa con cualquier descapotable, pero cuándo conducimos cubiertos una capota de lona no aporta nada, mientras que la rígida si da más seguridad y protección al conductor.

El principal inconveniente de la capota rígida es que cuándo la recogemos nos quedamos sin maletero. A no ser que esta sea desmontable, lo cual es una buena alternativa siempre y cuándo no nos pille un chaparrón de verano mientras paseamos en nuestro vehículo.

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)

ANTES DE COMPRAR UN COCHE, SE DEBE PROBAR

Foto: www.vigoalminuto.com

Igual que es importante realizar una inspección visual tanto del interior como del exterior del vehículo que nos interesa adquirir, también es fundamental que realicemos una prueba dinámica del mismo antes de decidirnos por él. En mi opinión, también habría que hacer la prueba para adquirir un coche nuevo, pero no todos los vendedores están dispuestos y además no siempre se tienen todos los modelos de las amplias gamas de cada fabricante. Los reacios a probar un automóvil nuevo suelen añadir también que todos los coches nuevos van bien y que si no se es experto no vamos a encontrar diferencias entre uno u otro modelo. A esto yo siempre contesto que las pruebas se pueden hacer de dos clases: de un modo profesional, analizando una serie de aspectos, y teniendo conocimientos que nos permitan las comparaciones con otros modelos similares. La otra posibilidad es la prueba normal en la que el futuro comprador debe analizar las sensaciones que le transmite el vehículo, si se siente a gusto o no, si está dispuesto a pasar en él una gran parte de su vida. Sobretodo porque hay muchos coches bonitos que son horriblemente incómodos una vez que se circula en ellos.

Pero para adquirir un automóvil usado, la prueba dinámica es absolutamente imprescendible, ya que de ese modo podremos detectar posibles fallos que pasarían desapercibidos con el coche parado.

Personalmente prefiero que el recorrido de la prueba se lleve a cabo por una ruta similar a la que hagamos habitualmente. Si solemos circular por ciudad, una gran parte del test debe desarrollarse en ciudad. Comprobando la agilidad en el tráfico diario. Incluso hay que buscar alguna zona con buenos espacios de aparcamiento para comprobar cómo son las maniobras, si es cómodo para aparcar, si no hay que dejarse los brazos girando el volante. Incluso así, es conveniente salir algo a carretera, para que podremos conocer el tipo de aceleración que tiene y la respuesta dinámica.

Para clientes que circulan mucho por autovía, el sitio recomendado es, obviamente, una autovía o autopista. Allí veremos qué tal alcanza la velocidad punta y qué tal la mantiene. Podremos probar asistencias a la conducción y mantener velocidades constantes más altas, donde comprobaremos sonoridad y dinámica de marcha.

Por otra lado, si se circula por carreteras sinuosas lo lógico es buscar una ruta con curvas, preferiblemente en carretera de dos sentidos, en donde observaremos cómo se comporta en curvas entrelazadas, el tarado de las suspensiones, sobretodo cuando se exige el máximo esfuerzo en los cambios de apoyo. Además, ese será un recorrido que también nos permitirá experimentar las reacciones del vehículo en adelantamientos, viendo cómo responde el motor, el reprise que nos muestra, su capacidad de recuperación a bajas revoluciones, si es elástico o no.

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)

NEGOCIANDO LA VENTA DEL COCHE USADO (IV)

Foto: http://pilaremprende.com

Al terminar la prueba del coche es donde debemos desplegar todas nuestras dotes de persuasión. Si tenemos en cuenta que durante la prueba de conducción nuestro vehículo debe hablar por nosotros, ahora es el momento en que debemos darlo todo y quedar a la altura.

Una buena forma de romper el hielo y entrar en materia es preguntarle al posible comprador acerca de las sensaciones que ha experimentado conduciendo. Lo más fácil es preguntarle directamente si le ha gustado el automóvil o no. Si responde afirmativamente, podemos decirle medio en broma medio en serio que cómo desea realizar el pago. Aunque es algo abrupto, muchas veces la gente quiere que le demos un empujoncito cariñoso para tomar la decisión.

Pero si la respuesta es que no, podemos indagar el motivo por el que no le ha gustado e intentar rebatir las objeciones, que no son otra cosa que pequeñas señales del interesado solicitando ayuda para quedarse con nuestro vehículo. Y no debemos olvidar que siempre es preferible tratar con alguien que nos dice que el coche le parece pequeño, que el embrague sale muy alto o que está caro; antes que con alguien que, tras finalizar la prueba dinámica, toma el camino de su casa despidiéndose con un frustrante “ya te llamaré si eso”.

No me canso de repetir que para vender un automóvil de ocasión hay que armarse de paciencia y no desanimarse a la primera de cambio. Por eso debemos analizar objetivamente las objeciones que plantea el comprador y dar una respuesta adecuada a las mismas. Se puede entender que ya estamos en la fase de negociación, que es donde un español medio se siente más a gusto. Por ello, debemos hacer ver a la otra parte que nuestras concesiones se tienen que ver recompensadas con reciprocidad.

Como ejemplo típico siempre pongo el caso de la objeción por excelencia en la venta de vehículos usados: “el coche es muy caro”. Nuestra reacción debe ser templada, serena y conciliadora: “si bajase el precio, ¿te quedarías con el automóvil?”. La pelota está en su tejado, ya que estamos pidiéndole que se comprometa y que tome una decisión. Si hemos hecho bien las cosas, tendremos algo de margen de maniobra para poder bajar el precio. En este caso no debemos precipitarnos quitando todo lo que habíamos inflado de un golpe, ya que probablemente las dificultades no hayan acabado aún. Y es que la gente tiene por costumbre apretar y apretar incansablemente.

Nos encontramos en el momento crucial para el cierre de la venta. Más que nada porque, llegados a este punto, casi todo el mundo se descubre, pudiendo saber si realmente está interesado en adquirir el vehículo o regatea por diversión. Si hemos fijado correctamente el precio, debemos ser algo más firmes y exigirle su compromiso previo de quedarse con el coche a cambio de una rebaja. Si nos pide que le quitemos más dinero, podemos hacer dos cosas: encastillarnos en nuestra posición poniéndonos más duros; o podemos rebajar lo poco que nos quedaba del precio hinchado. Pero aquí debemos ser algo más sutiles, ya que si no hacemos bien las cosas podemos introducirnos en un bucle de descuentos interminable.

Hay que saber plantear esa última rebaja con la suficiente habilidad como para obtener el esperado acuerdo. Y en esto hay que ser conscientes de que no todos los negocios nos interesan. En ocasiones, es preferible no vender el coche a venderlo mal, con un grave perjuicio económico para nuestro bolsillo. Cada uno debe saber en qué momento es mejor apartarse y no plegarse a las exigencias de un comprador desalmado y buscachollos. En nuestra mano está el que hagamos una operación que nos satisfaga plenamente. De cualquier forma, como el tema es apasionante y estoy seguro de que se habrán quedado muchas cosas en el tintero, continuaré escribiendo artículos en los que explicaré trucos y consejos que le ayudarán a encarar las objeciones en una negociación de venta.

Negociando la venta del coche usado (I)

Negociando la venta del coche usado (II)

Negociando la venta del coche usado (III)

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)